sábado, 23 de enero de 2010

FRANQUEZA




Nadie alaba la luna
Si ha contemplado el sol
Nadie admira una espina
Si ha observado una rosa
Nadie disfruta lo amargo
Si ha probado lo dulce
Del mismo modo entonces
Ningún ser coloca sus afectos
En este mundo efímero
Si ha llegado a contemplar
La Belleza del Bienamado.
05/01/10.